El Ayuntamiento y la Iglesia apuestan por el mudéjar

La Delegación de Cultura inicia con el Arzobispado las negociaciones para establecer unos horarios de culto y visita en los templos

La base ya está colocada. El centro de interpretación del mudéjar inaugurado ayer es el punto de partida de una ruta sobre este estilo artístico tan presente en Sevilla, con la que se quiere revitalizar turísticamente la zona norte del casco antiguo de la ciudad. Por ahora, las gestiones ya están bastante avanzadas entre el Ayuntamiento y el Arzobispado, por lo que se está a la espera de llegar a un acuerdo en cuestiones como el horario de visita y culto a los templos cercanos, así como la vigilancia que éstos tendrían durante ese tiempo.

El museo que abrió sus puertas ayer no es más que el inicio. La explotación turística de la zona norte del centro de la ciudad es uno de los objetivos marcados por la actual corporación local, que quiere poner en valor las joyas arquitectónicas que atesora dicho enclave. El anterior gobierno municipal, formado por PSOE e IU, ya quiso revitalizar esta zona con el proyecto del Metropol Parsasol. Sin embargo, los beneficios que generan las setas no parecen ir más allá de la calle Regina, de ahí que el equipo de Zoido apueste por sacar provecho al patrimonio que forma parte de la zona facilitando la apertura de los monumentos que se levantan en él. Para lograr dicho objetivo se ha empezado con la puesta en marcha del centro de interpretación del mudéjar, que ayer abrió sus puertas en el Palacio de los Marqueses de La Algaba, uno de los referentes del mudéjar civil. Este proyecto comenzó a gestarse el año pasado y en él ha sido fundamental la labor del historiador Juan Luis Ravé. En total, son 111 piezas las que se exponen para dar a conocer este arte que imperó en Sevilla -mezclado con otros estilos artísticos- desde el siglo XIII al XVIII.

La segunda fase de este proyecto se completa con un recorrido por las iglesias y conventos que son exponentes de dicho estilo. Entre los templos que forman parte de la ruta se encuentran Omnium Sanctorum (junto al citado palacio), Santa Marina, San Gil y San Marcos. Como convento, el Ayuntamiento cuenta con el de Santa Clara, de propiedad municipal y que se ha convertido en un referente a la hora de organizar actos culturales en la ciudad.

La delegada de Cultura, María de Mar Sánchez Estrella, destacó a este periódico que ya están muy avanzadas las conversaciones con el Arzobispado para acordar ciertos aspectos que permitan compaginar el uso cultual de estos edificios con el turístico. "Las negociaciones ya han comenzado. Estamos a la espera de concretar las horas en las que los templos estarían abiertos a la visitas y el personal de vigilancia que se encargaría de custodiarlo durante estas horas", señaló la edil de Cultura, quien no precisó una fecha para la puesta en marcha de este proyecto: "Todo depende de cómo avancen las negociaciones sobre estos aspectos con la Iglesia".

Mientras que este proyecto ve la luz, los turistas que quieran conocer Sevilla más allá del enclave constituido por la Catedral y el Alcázar pueden acudir desde ayer al centro de interpretación del mudéjar. Su puesta en marcha ha supuesto una inversión de 70.000 euros. Tan interesante es la exposición como el edificio que lo cobija: el Palacio de los Marqueses de La Algaba, una joya arquitectónica que se ha salvado "milagrosamente" de la huella del tiempo, ya que antes de pasar en 1989 a manos del Ayuntamiento fue corral de vecinos y cine de verano. Su rehabilitación ha tardado casi dos décadas, y no fue hasta principios del pasado año cuando sevillanos y foráneos pudieron contemplarla gracias a la iniciativa de la Delegación de Coordinación de Distritos que dirige Beltrán Pérez.

Este edificio compagina a partir de ahora funciones administrativas y culturales para exhibir elementos decorativos del mudéjar, un estilo que, como definió el historiador Ravé, "es la mejor expresión de la convivencia, más mala que buena, de las civilizaciones en Sevilla tras la conquista de San Fernando".

A la inauguración de la exposició acudió el alcalde de la ciudad, Juan Ignacio Zoido, además del delegado de Cultura de la Junta, Francisco Díaz, y los directores de los museos de la ciudad. Zoido valoró la colaboración de distintas administraciones para sacar adelante este proyecto, al que calificó de "único en su género", ya que el existente en Teruel "está enfocado a la investigación". Uno de los propósitos de este centro que resaltó el primer edil es "poner en valor uno de los momentos más ricos y productivos en lo artístico y en lo cultural que ha tenido Sevilla".

Archivos de imagen relacionados

  • museo mudejar sevilla
Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...