Asóciate
Participa

¿Quieres participar?

Estas son algunas maneras para colaborar con el movimiento laicista:

  1. Difundiendo nuestras campañas.
  2. Asociándote a Europa Laica.
  3. Compartiendo contenido relevante.
  4. Formando parte de la red de observadores.
  5. Colaborando económicamente.

El arzobispo de Toledo quita hierro a los abusos sexuales de la Iglesia y defiende que son un problema “de toda la sociedad”

Francisco Cerro Chaves se suma al argumento del secretario de la Conferencia Episcopal tratando de desviar el foco de la institución católica y dice que esta “hará sus deberes”.

El arzobispo de Toledo, Francisco Cerro Chaves, considera que aunque la Iglesia “debe buscar la verdad”, “sobre todo pensando en las víctimas” -ha precisado-, el de los abusos sexuales es un problema que “se da en toda la sociedad española” y no afecta solamente a miembros de la Iglesia.

Así lo ha señalado el primado de España en relación a la propuesta realizada por el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, de que la investigación sobre los abusos cometidos en el seno de la Iglesia se realice a través del Defensor del Pueblo con la ayuda de una comisión de expertos independientes.

A preguntas de los periodistas durante la rueda de prensa que ha ofrecido para presentar la nueva campaña de Manos Unidas, Cerro se ha sumado a la línea del secretario de la Conferencia Episcopal, Luis Argüello, al tratar de quitar el foco de la Iglesia católica y ampliarlo a toda la sociedad.

Cerro ha insistido así en que la Iglesia “hará sus deberes”, pero defienden que “esto se debería aplicar a todas las realidades donde suceden estos abusos”, al tiempo que ha subrayado que “todo lo que sea pensar en las personas que han sufrido abusos requiere ese cuidado”.

En lo que respecta a la posibilidad de que la Iglesia forme parte de la comisión de investigación, el arzobispo de Toledo se remite a lo que diga la Conferencia Episcopal, “para buscar la mejor solución, siempre a favor de las víctimas”.

No obstante, cabe recordar, que la Archidiócesis de Toledo no es ajena a las denuncias de casos de abusos sexuales menores, los últimos que se conocían, el pasado mes de octubre en relación a un religioso de la congregación marista, que durante los años 90 ejerció como psicólogo en el Colegio Santa María de la capital castellanomanchega.

Sus antecesores en el Palacio Arzobispal también fueron conocedores de casos de abusos en la diócesis y prefirieron mirar para otro 2lado. Así lo hizo el predecesor de Cerro, Braulio Rodríguez Plaza, quien durante al menos cinco años decidió ignorar los abusos que habría sufrido un joven durante su paso por el Seminario en Toledo.

Total
16
Shares
Artículos relacionados
Total
16
Share