El arzobispo de Los Ángeles desvela los abusos de 100 curas a menores

El religioso publica documentos que evidencian su culpabilidad y destituye a su predecesor

El arzobispo de Los Angeles (EE UU), José Gómez, pubicó ayer los documentos que evidencian el abuso sexual a menores por parte de un centenar de curas de su diócesis y destituyó también a su predecesor en el cargo, implicado en el escándalo, como se había comprometido a hacer en un acuerdo con las víctimas en 2007.

Gómez aseguró que el cardenal Roger Mahony "no volverá a tener ninguna tarea pública ni administrativa" mientras que el obispo Thomas Curry, su asesor en los asuntos de abuso sexual y obispo regional dimitió de su cargo. "Estos archivos documentan abusos que tuvieron lugar hace décadas, pero esto no los hace menos importantes", escribió el arzobispo al publicar en Internet las pruebas contra los acusados, después de un largo debate sobre si se tendrían que haber eliminado los nombres de los responsables.

"Creo que estos documentos son brutales y muy duros. El comportamiento descrito en ellos es terriblemente triste y maligno. No hay excusa ni explicación para lo que les pasó a esos niños", criticó el arzobispo. "Los curas involucrados tenían el deber de haber sido sus padres espirituales y no lo fueron", añadió.

La Asociación de Supervivientes de los Abusos de Curas (SNAP por sus siglas en inglés) desestimó la dimisión de Curry y la definió como un "paso pequeño y tardío, aunque en la dirección correcta". "La lección para el personal de la Iglesia Católica es clara: si se consiguen ocultar las malas prácticas, pueden mantener su trabajo. Pero, sin embargo, si fracasan, tendrán una oportunidad mínima de continuar", declaró el director de la SNAP David Clohessy en un comunicado.

En total, 124 archivos fueron publicados en en la página web de la diócesis de Los Ángeles, donde aparece una lista de nombres, y 82 de ellos contienen información sobre acusaciones sobre abuso sexual a menores.

Mahony, arzobispo de Los Ángeles 2007, pidió perdón a las víctimas de abusos y les ofreció acudir a la Iglesia para obtener ayuda. Una de sus presuntas víctimas rechazó ayer la propuesta: "¿Esperan que vaya y reciba el sacramento de la reconciliación y luego el de la Comunión Sagrada de las manos de un cura?", preguntaba. "Estoy seguro de que yo no soy el único del que abusó. Podría haber puesto una demanda, se lo podría haber dicho a mis padres… pero en lugar de eso, hice lo que se me dijo: dejarlo en las manos de Dios y vivir en el dolor en silencio".

Los documentos contienen más de 12.000 páginas de cartas, memorias y otros archivos y se pueden encontrar en la página web del arzobispado. La archidiócesis alcanzó un acuerdo de 660 millones de dólares (483 millones de euros) con unas 500 víctimas en 2007. Como parte del pacto, se comprometió a publicar los archivos personales de los curas acusados de abuso sexual.

Un juez de Los Ángeles ordenó en un primer momento que se publicaran los nombres de los curas, pero la decisión fue revocada. Algunos de los documentos fueron publicados la semana pasada, mostrando pruebas de que Mahony y Curry habían debatido cómo evitar que la justicia no entrara en los casos de abusos ocurridos una década antes de que se hicieran públicos.

José Gómez, arzobispo de Los Ángeles (USA)

Archivos de imagen relacionados

  • José Gómez arzobispo de Los Angeles
Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...