El Arzobispo de Granada: «Educar en valores es como quitarse de la cocaína con metadona»

Monseñor Martínez añadió que «una democracia sin valores se convierte en una dictadura» e hizo un llamamiento a la «recuperación moral»

El arzobispo de Granada y presidente de la Comisión Episcopal para la Doctrina de la Fe, monseñor Francisco Javier Martínez, alertó hoy de la amenaza que supone el relativismo para la democracia, sistema por el que mostró "el aprecio de la Iglesia".
Durante la inauguración del curso 'Etica y Futuro de la Democracia', monseñor Martínez añadió que "una democracia sin valores se convierte en una dictadura" e hizo un llamamiento a la "recuperación moral". En su opinión, la sociedad actual se encuentra ante "un panorama desolador, un marasmo intelectual y moral que no tiene precedentes".
Asimismo, apostó por "cualificar la democracia" y por no aceptar que este sistema sea "un problema técnico". En este sentido, afirmó que en la cultura actual los valores "son subjetivos", circunstancia que supone "un empobrecimiento cultural".
También afirmó que "hablar de valores hoy es hablar de preferencias" y resaltó la necesidad de "recuperar el concepto de virtud, porque requiere una meta". "Educar en valores es como quitarse de la cocaína con metadona", agregó.
Con todo, recordó, sobre todo a los católicos, que "no existe otra tarea más urgente que ofrecer una mirada desde los ojos de Dios". "Cualquier otra cosa sería trabajar para el enemigo", concluyó.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...