El alcalde socialista de Granada (que dió la primera ‘llamá’) y los concejales de PP y Ciudadanos, en la procesión de Santa María de la Alhambra

La campana de la Torre de la Vela anunciaba, por privilegio concedido a la hermandad, la salida de la Virgen de las angustias hacia su ciudad

Junto a la Puerta de la Justicia se agolpaba ya buen número de personas que querían ver la salida por este singular espacio del cortejo de la hermandad. A las cinco y cuarto de la tarde se abrieron las puertas del templo y se dio paso a la cruz de guía, de madera tallada y plateada, realizada por Espinosa Cuadros en 1929. Detrás un cortejo de hermanos vistiendo colores crema y azul, con capa adamascada y presentando el interesante y valioso juego de insignias entre las que destacaba el ‘Simpecado’ que realizó la popular bordadora granadina Trinidad Morcillo en 1964.

Varios estandartes y el conmemorativo de la concesión de la Medalla de Oro a la Virgen alhambreña, formaban entre las filas de hermanos y de camareras de esta procesión.

Casi media hora después de la salida ya se escuchaba la campana del paso anunciando la salida de la imagen de la Piedad. Mientras tanto, la campana de la Torre de la Vela anunciaba, por privilegio concedido a la hermandad, la bajada de la Virgen de las Angustias de la Alhambra hasta su ciudad. Sonaba en ese momento la marcha ‘La Alhambra te recibe’, antes de llegar a la Puerta de la Justicia.

Representaciones

«¡Qué bonito es este paso, cómo se nota que es granadino¡», decía uno de los hombres que veían la cofradía próximo a la puerta de salida de los palacios nazaríes. Un grupo de turistas alababan la belleza del entorno y la cofradía desplegada por los bosques. En el cortejo figuraban distintas representaciones de hermandades como la del Santo Sepulcro y la de San Juan de Dios, con su rector fray Juan José Hernández. Junto a ellos, la de la hermandad sacramental de Nuestra Señora de las Angustias, la Patrona granadina, con la que está hermanada. Al frente estaba su hermano mayor Miguel Luis López-Guadalupe. También estaban, en representación de la ciudad, los ediles populares Antonio Granados y Rafael Caracuel, junto a la concejala de Ciudadanos, María del Mar Sánchez, al ser el Ayuntamiento granadino hermano mayor honorario de esta cofradía de penitencia. En la puerta estuvo también el alcalde Francisco Cuenca, quien dio la primera ‘llamá’ tras salir de la Puerta de la Justicia. Esperaba por entonces una enorme muchedumbre en Plaza Nueva.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...