El alcalde (PP) de Ayamonte (Huelva) junto a concejales y representante de la Marina en la procesión extraordinaria de la Oración en el Huerto

El paso de la Oración en el Huerto, de la Hermandad de Jesús Caído, que procesiona por las calles de Ayamonte cada Jueves Santo, recorrió en procesión extraordinaria las calles de la localidad costera con motivo del primer centenario de la fundación de la Hermandad y el cincuenta aniversario de la bendición de las imágenes que componen este misterio, Jesús Orando en el Huerto y el ángel que lo acompaña, obras del insigne imaginero ayamontino Antonio León Ortega.

El alcalde de la ciudad, Alberto Fernández, junto a la Hermana Mayor, Marián Barroso; el Hermano Mayor honorario, Juan Concepción; un representante de La Marina; y la presidenta de la Agrupación de Cofradías y Hermandades de la ciudad, Pilar Carro, participó en la presidencia del cortejo, que partió de la iglesia parroquial de Nuestro Señor y Salvador, donde esta cofradía tiene su sede canónica, a las nueve de la noche, para recorrer las calles de la ciudad, desde el casco antiguo, en el barrio de La Villa, hasta el centro de la localidad, pasando por el Templo de San Francisco y por el convento Santa Clara, donde las Hermanas de la Cruz aguardaban su llegada.

Sin duda, uno de los momentos más significativos de la procesión, en la que participaron asimismo otros miembros del equipo de gobierno, fue la entrada del paso en la iglesia parroquial de Las Angustias, un momento histórico en el que Jesús Orando en el Huerto se detuvo frente a la Patrona de Ayamonte en una estampa inédita. La comitiva fue recibida en el interior del templo por una representación de la Hermandad Patronal y de las Hermandades que tienen su sede canónica en esta parroquia, a excepción de la Hermandad de Pasión, que aguardó su llegada al paso del cortejo por su Casa de Hermandad, en la calle Lerdo de Tejada. El cortejo, acompañado por los sones de la Agrupación Musical Cristo de la Buena Muerte, de Ayamonte, se detuvo, asimismo, a las puertas del Templo de San Francisco, y ya al regreso, ante la Capilla de Nuestro Padre Jesús Nazareno y Nuestra Señora del Socorro.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...