El alcalde de Málaga pretende abrir una universidad «ultra» en terreno público

Oposición socialista: «Sólo podrán acceder a ella personas que puedan pagar un año de matrícula a 6.000 euros ¿Cuántas personas del barrio podrían pagar semejante cantidad?»

Las distintas ramas del PP parece que no se ponen de acuerdo o cada uno va por su lado. Mientras que desde el Gobierno hay que oír las desafortunadas declaraciones del ministro Wert afirmando que en España sobran universidades y tenemos más universitarios de la cuenta, el alcalde de Málaga, Francisco de la Torre también del PP, está empeñado en que se instale en la ciudad una nueva universidad ligada a la sección más ultra de la Iglesia Católica incumpliendo además un acuerdo plenario de hace tres años que lo destinaba a uso cultural de los vecinos de la zona y como Museo de la Memoria Histórica.

El centro educativo al que ha dado el placet el regidor del PP se trata de un campus de la Universidad Católica de Murcia de marcado carácter integrista y además lo hace cediendo a la UCAM un espacio público y emblemático como es el de la antigua Prisión provincial. En definitiva una universidad ultracatólica para una élite que pueda abonar 6.000 euros de matrícula en un terreno y edificio propiedad de todos los malagueños que además lo reivindican para uso social y cultural por hallarse en una zona, la Cruz del Humilladero, con muchas carencias de este tipo.

Otro compromiso incumplido del alcalde
Y es que las demandas sociales de colectivos, asociaciones, sindicatos y partidos de la oposición de la zona van en esa línea. Además convertir la antigua Prisión provincial en una infraestructura cívica para uso de los malagueños era un compromiso también del propio Partido Popular. No obstante, no extraña el cambio de opinión de Francisco de la Torre pues ya son muchas las promesas incumplidas y los cambios de postura en asuntos estratégicos para la ciudad.

Una cuestión ideológica y un “capricho” del PP de Málaga
A todo ello se suma el hecho de que Málaga es una de las capitales españolas dotadas con mayor número de facultades universitarias dotadas de un gran prestigio. ¿Para qué entonces otra universidad? La respuesta se halla es que supone una cuestión de marcado carácter ideológico. La UCAM es una universidad ultracatólica y con importantes conexiones con el movimiento Neocatecumenal, conocido popularmente como los “Kikos”. Las simpatías de esta universidad con este sector duro, es decir con el grupo de presión más ultraderechista de la iglesia católica, es la razón que desde la oposición argumentan como motivo que fundamente la postura proclive del PP malagueño.

La Rectora se opone
Si todo esto no fuera suficiente en tamaño desaguisado, la propia Rectora de la Universidad de Málaga (UMA), Adelaida de la Calle, presidenta también de todos los rectores españoles, está manteniendo una nítida y pública postura de oposición al proyecto. De la Calle ha llegado a afirmar que actualmente existe un “exceso de oferta” en cuanto titulaciones universitarias y no entiende por tanto el apoyo a una instalación de un campus universitario privado.

Apoyo de UNI Laica
La valiente postura de Adelaida de la Calle está conllevando apoyos y adhesiones como la organización UNI Laica. Esta asociación que defiende una Universidad pública y laica, rechaza de plano el que una Universidad privada confesional (ultracatólica, de hecho) reciba el apoyo público que pretende el Ayuntamiento de Málaga, facilitándole el uso de terreno e instalaciones hoy municipales. Según UNI Laica este rechazo se justifica “mucho más cuando la Universidad pública atraviesa graves problemas de financiación, y cuando los terrenos previstos (en la Cruz del Humilladero) deben tener, según se acordó en pleno del mismo Ayuntamiento en abril de 2009, un uso cívico, especialmente necesario en ese distrito malagueño”. Por ello UNI Laica ha enviado un mensaje a la Rectora de la UMA y Presidenta de la CRUE, Adelaida De La Calle, felicitándola por la postura pública mostrada ante las intenciones anunciadas por el Alcalde. A continuación se reproduce el mensaje íntegro:

Estimada Rectora Magnífica:
Desde UNI Laica queremos felicitarla por la postura pública que ha adoptado ante la decisión anunciada por el consistorio municipal de ceder, en términos aún por concretar, la antigua Prisión Provincial de Málaga a la Fundación Universitaria San Antonio, propietaria de la UCAM, para su uso privado como instalaciones universitarias.

 Queremos mostrarle públicamente nuestro apoyo. Nos sumamos así al rechazo frontal ante la instalación de una Universidad confesional de corte ultracatólico, máxime cuando es de prever que ello supondría un deterioro del nivel académico, pues como usted bien daba a entender, no se trata precisamente de Harvard, y además nos encontramos en un contexto político en el que se cuestiona la cantidad de Universidades (¿sobran universidades públicas, que resultan ser las mejores de España?, ¿no serán las privadas las que sobran?) y cualquier gasto público.

Asimismo queremos anunciarle próximas actividades de nuestra organización en torno a la UMA, actividades dirigidas a la defensa de la Universidad Pública y Laica, en las que, entre otras cosas, denunciaremos las intenciones del Alcalde De La Torre.

Campaña del PSOE en contra
A este rechazo se une también el de colectivos y oposición. En concreto el PSOE por medio de su portavoz municipal, María Gámez, ha afirmado que “si no nos oponemos la universidad privada entrará por la puerta y no saldrá en décadas, y el distrito perderá la oportunidad de que las instalaciones reviertan en uso social y ciudadano, tal y como contemplaba el propio programa electoral del PP”. Los socialistas han iniciado una campaña ciudadana e informativa en contra del uso privado que pretende hacer el equipo de gobierno del PP de las instalaciones de la antigua cárcel de Cruz de Humilladero, y que se acompañará de otra a través de las redes sociales bajo el hastag #Abramoslacarcel, con el que los malagueños podrán expresar su oposición al proyecto.

Uso ciudadano y no para matriculados a 6.000 euros
Gámez ha adelantado que el Grupo Municipal Socialista lleva demandando durante años un uso ciudadano y público para este espacio, “ante el déficit de infraestructuras para alojar asociaciones, acoger actividades y de albergar un centro de la memoria histórica”, al tiempo que ha destacado que “consideramos que un espacio público no puede pasar a manos de unos privados que sólo buscan el beneficio empresarial”. “Proveer este espacio con una universidad privada limita la posibilidades para el futuro. No queremos que la crisis sea la excusa para acabar con lo público para dárselo a lo privado”,  a la vez que añadió que “una entidad de este tipo supone que sólo podrán acceder a ella personas que puedan pagar un año de matrícula a 6.000 euros, y nos preguntamos cuántas personas del barrio podrían pagar semejante cantidad”.

IU presenta moción en contra
Tambien IU se opone. El Grupo municipal de Izquierda Unida presentó al pleno municipal una moción urgente preocupado por la “concesión de un edificio de titularidad pública” a unos empresarios particulares. La moción, presentada por Moreno Brenes, hacía alusión a la abandonada cárcel y al interés que José Luis Mendoza y su fundación habían mostrado por reconvertirlo en sede de su universidad privada, la UCAM .

Antigua Prisión provincial de Málaga que el alcalde quiere ceder a la UCAM olvidando un acuerdo municipal

Archivos de imagen relacionados

  • Antigua_cárcel_Málaga
Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...