Ekrem Imamoglu, el político socialdemócrata que ha acabado con 25 años del dominio de partidos islamistas en la alcaldía de Estambul

Ekrem Imamoglu, el político socialdemócrata que ha acabado con 25 años del dominio de partidos islamistas en la alcaldía de Estambul, es una estrella al alza en la política turca y, para algunos, la figura que podría acabar venciendo en las urnas al presidente, Recep Tayyip Erdogan. Durante el último lustro Imamoglu, de 48 años, ha sido alcalde de Beylikdüzü, un distrito en la periferia costera de Estambul, pero su nombre sonaba poco en la política nacional.

Su victoria en las elecciones municipales del 31 de marzo lo ha catapultado a la fama y lo ha perfilado como una de las nuevas caras del socialdemócrata Partido Republicano del Pueblo (CHP), el principal de la oposición, con potencial incluso de dar un vuelco a la política de Turquía en los próximos lustros.

Su triunfo en las urnas, con un escasísimo margen de 23.000 votos, reducido a apenas 13.500 tras varios recuentos posteriores, ha mantenido en vilo a Estambul durante los 17 días de impugnaciones por parte de sus rivales del AKP, el partido islamista fundado y dirigido por Erdogan que gobierna Turquía desde 2002. Esta metrópolis, centro económico y cultural de Turquía, ha estado en manos del AKP o de sus partidos predecesores desde que Erdogan conquistó su alcaldía en 1994.

La recepción este miércoles del bastón de mando, pese a que la Comisión Electoral aún ha de resolver la impugnación del AKP, ha dado alas a la oposición y disuelto la sensación de que Erdogan y su partido son invencibles. De hecho, el AKP también ha perdido en los comicios municipales la alcaldía de Ankara, la capital, y otras grandes ciudades, pero la importancia de Estambul es, más allá de ser la ciudad más poblada, también simbólica: el propio Erdogan comenzó su meteórica carrera política como alcalde de Estambul en 1994.

Seguidores del nuevo alcalde electo de Estambul, Ekrem Imamoglu, esperan su llegada. (EFE)
Seguidores del nuevo alcalde electo de Estambul, Ekrem Imamoglu, esperan su llegada. (EFE)

Imamoglu, cuyo apellido significa «hijo del imam», se adhiere a la visión laica de su partido, pero no oculta que proviene de una familia conservadora, sabe leer el Corán y suele acudir a la mezquita los viernes. Comparte, así, ciertos rasgos con Erdogan, que también proviene de una familia conservadora del mar Negro, y, como él, incluso fue futbolista aficionado en su juventud.

Imamoglu estudió Ciencias Económicas en la Universidad de Estambul, una institución de gran prestigio, donde se diplomó antes de empezar a trabajar en la empresa constructora de su familia. Con su oratoria mesurada y conciliadora, Imamoglu ha ganado simpatías no solo en su ciudad sino en todo el país. En sus apariciones en televisión también transmitía una frescura e ilusión de las que carecía su rival del AKP, el ex primer ministro y mano derecha de Erdogan, Binali Yildirim.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...