Dos millones para acometer mejoras en 46 residencias de ámbito religioso

La Asociación Empresarial de Centros Sociosanitarios Católicos (Acescam) tiene en la actualidad en concierto con la Junta unas 1.000 plazas residenciales para personas mayores

El Gobierno de Castilla-La Mancha destina este año dos millones de euros para acometer mejoras en 46 residencias que dependen de la Asociación Empresarial de Centros Sociosanitarios Católicos (Acescam), que tiene en la actualidad en concierto con el Gobierno de Castilla-La Mancha unas 1.000 plazas residenciales para personas mayores.
Así lo adelantó el director general de Atención a Personas Mayores, Personas con Discapacidad y personas en Situación de Dependencia, que asistió a la asamblea anual de Acescam, que representa desde su constitución en 1995 a patronatos, fundaciones, ONG’s y demás centros dependientes de instituciones religiosas.
Acescam aglutina en la región a 85 residencias de personas mayores, que gestionan más de 4.800 plazas. Su colaboración con la Junta se remonta al año 1999, cuando se firmó el convenio que posibilita la adaptación de estos centros y el concierto de plazas con la Administración regional.
En su intervención, Pérez agradeció la labor que desarrollan los centros residenciales religiosos desde hace diez años en colaboración con el Gobierno regional para mejorar la calidad de vida de las personas mayores y en desarrollar de manera adecuada en Castilla-La Mancha la Ley de Promoción de la Autonomía Personal y Atención a las Personas en Situación de Dependencia.
«El compromiso firme del presidente Barreda con las políticas sociales ha permitido que desde el Gobierno de Castilla-La Mancha hayamos podido implicar a todo el sector residencial en el desarrollo de la Ley de Atención a la Dependencia, para reforzar los niveles de calidad en la atención prestada y aumentar el número de plazas disponibles para dar servicio a todos los que lo necesiten, lo que ha situado a la comunidad autónoma en la segunda región española con mayor ratio de plazas residenciales», recordó Pérez.

Relación modélica
En ese sentido, el director general puso de manifesto que la relación de colaboración entre Acescam y el Gobierno de Castilla-La Mancha es modélica. La comunidad autónoma fue pionera en España en firmar acuerdos de colaboración con esta Entidad, en formación de profesionales, estancias temporales o inversiones en centros residenciales.
«Creo que vosotros estáis en un buen lugar de observación, el mejor sin duda, para detectar esas nuevas necesidades y para ayudarnos a dirigir el rumbo, porque estamos convencidos de que por muy bien que hagamos las cosas, siempre las haremos mejor si contamos con vuestro esfuerzo y con vuestra colaboración», aseguró el responsable regional.
Por último, el director general reiteró que la apuesta por el sector residencial no sólo refuerza la cohesión social sino que también genera riqueza para la región y crea empleo, «un empleo variado, localizado y repartido por toda la región, y de manera especial en el ámbito rural».  

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...