Diccionario RAE y laicidad

1-2-07 Primer correo.

Hace algún tiempo, me dediqué a escribir a la Real Academia de la Lengua, quejándome de las definiciones que daban en el Diccionario, de aquellas que consideraba completamente confesionales…

Me contestaron que ellos no hacían definiciones sino que eran descripciones léxicográficas del significado que tienen en el uso de la población.

Terminaba yo mi alegato, segunda respuesta, en este caso, sobre la palabra “virgen”:

«Y, finalmente, aunque p uede pesar mi criterio en su forma de actuar, recojo sus palabras: “… aunque, en ocasiones, el uso lingüístico entra en contradicción con la perspectiva científica.”, y les tengo que manifestar mi extrañeza y asombro por las mismas, que hacen que el Diccionario de la RAE no pueda ser recomendable en la escuela, ni para personas crédulas o con una cultura general media, que acepten fácilmente lo que dicen las Autoridades.»

Hoy me he encontrado una agradable sorpresa con respecto al término «dios»:

No me voy atribuir el ser el causante de esta evolución; pero lo comento, porque ya que he seguido el tema, da ánimos ver que algo se mueve. Ya comprobaré otros términos que también eran muy impropios.

Desde la primera definición que leí en la Edición 21 (ver abajo), ésta evolucionó algo en la edición 22. Volví a protestar, pero no encuentro el escrito que envié.

Al final sólo les pedía que contextualizaran, por ejemplo: «en las religiones monoteístas EL SER SÚPER MARAVILLOSO SUPREMO…». Eso no es problema; que un particular piense lo que quiera sobre lo que quiera.

En este momento, a fecha de hoy (1-2-07), en el ordenador aparece la que sigue, que en principio me parece correcta. La anotación ortográfica, con mayúscula inicial, se refiere a la acepción tercera; y luego ya las locuciones (4) están basadas en esa acepción

(Esto que sigue, está tomado hoy, el 1 de febrero del 2007. No se en qué edición están ahora, por que en la página web salen las correcciones, según las hacen, antes de la edición escrita)

dios, sa

1 m. y f. Cualquiera de las deidades de las religiones politeístas:
Zeus es el padre de los dioses griegos.

2 Persona destacada y muy admirada por alguna cualidad:
es una diosa de la belleza.

3 m. Nombre del ser supremo, creador del universo, según las religiones monoteístas.
♦ Se escribe con mayúscula:
Dios es uno y trino.

4 a la buena de Dios loc. adv. col. Sin preparación, de cualquier manera:

En la edición 21 -de 1992, que estuvo vigente hasta el 2001-, que es la que yo tengo en papel, y la primera vez que consulté estos aspectos, encuentro que:

la 1ª acepción era “Nombre sagrado del Supremo Ser, Criador del Universo, que lo conserva y rige por su providencia.” ) 2.m. Cualquiera de las deidades a quedan o han dado culto las diversas religiones; como él DIOS a polo o el DIOS Marte, de los latinos; él DIOS Brahma, de los indios…

(Las mayúsculas de DIOS, está copiadas textualmente)

Esto es del 2001. Edición 22.

Sigue siendo incorrecta, ya que declara que Dios es el ser supremo… y, además, ortográficamente -en lo que son normativos-, continúa ordenando que se escriba con mayúscula.

dios. (Del lat. deus).

 1. m. Ser supremo que en las religiones monoteístas es considerado hacedor del

universo.

ORTOGR. Escr. con may. inicial.

Si 2. m. Deidad a que dan o han dado culto las diversas religiones.

Me quejaba de que se diera por supuesto que ES el Ser supremo… Así como que en la ortografía, en la que son normativos obliguen a la mayúscula inicial.

2º Correo

El 1.2.07 Compruebo con satisfacción que ha habido cambios en otros términos reclamados al DRAE.  Hay mejores definiciones y contextualizaciones: Rel. (religioso), MIT (mítico)…

También hay otros que han sido corregidos, pero deficientemente. Me animo a seguir dando la tabarra.

——————-

(antes) biblia. (Del lat. biblĭa, y este del gr. βιβλία, libros). f. Sagrada Escritura, o sea los libros canónicos del Antiguo y Nuevo Testamento. ORTOGR. Escr. con may. inicial. || 2. Obra que reúne los conocimientos o ideas relativos a una materia y que es considerada por sus seguidores modelo ideal.

(ahora) biblia

f. Conjunto de los libros canónicos del Antiguo y Nuevo Testamento;
Sagradas Escrituras.
♦ Se escribe con mayúscula: estudiamos mucho la Biblia.

  Libro que contiene este texto:

he encargado cuatro biblias.

 Obra que reúne los conocimientos o ideas relativos a una materia y que es considerada por sus seguidores como modelo ideal:

este libro es la biblia de los cocineros.

————————

(antes) avemaría. (Del lat. ave, voz empleada como salutación, y María, nombre de la Virgen). f. Oración compuesta de las palabras con que el arcángel San Gabriel saludó a la Virgen María, de las que dijo Santa Isabel y de otras que añadió la Iglesia católica.

|| 2. (Porque, al pasarla, se reza aquella oración). Cada una de las cuentas pequeñas del rosario.

|| 3. ángelus. || al ~. (Por la costumbre de tocar a estas horas las campanas y rezar aquella oración). loc. adv. al anochecer. || en un ~. loc. adv. coloq. En un instante. || saber como el ~ algo. fr. coloq. Tenerlo en la memoria con tanta claridad y orden que puntualmente se pueda referir.

(ahora) avemaría

f. Oración cristiana:
el sacerdote le puso como penitencia rezar cinco avemarías

————————–

(antes): castidad. (Del lat. castĭtas, -ātis). f. Cualidad de casto. || 2. Virtud de quien se abstiene de todo goce carnal. || ~ conyugal. f. La que se guardan mutuamente los casados.  V. cinturón de ~.

(ahora) castidad

f. Carencia de sensualidad.

Renuncia total al placer sexual o solo al que queda fuera de los principios morales y religiosos:
voto de castidad.

——————-

(antes): infierno. (Del lat. infernum). m. Rel. Lugar donde los condenados sufren, después de la muerte, castigo eterno. U. t. en pl. con el mismo significado que en sing. || 2. Rel. Estado de privación definitiva de Dios. || 3. En diversas mitologías y religiones no cristianas, lugar que habitan los espíritus de los muertos. U. t. en pl. con el mismo significado que en sing. || 4. En sentido más amplio, seno de Abraham. U. m. en pl. ||

(ahora) infierno

m. rel. Lugar destinado al eterno castigo de los condenados:
la monja dijo que por ser malas iríamos al infierno.

Tormento y castigo de los condenados:
el infierno de los pecadores.

mit. Lugar al que iban las almas de los difuntos.

Lugar en donde hay mucho alboroto y discordia:
esta oficina se ha convertido en un infierno por los continuos rumores.

¡al infierno con algo o alguien! loc. col. Expresión que indica el enfado o desesperación que provoca algo o alguien:
¡al infierno con el régimen, me voy a hartar de pasteles!

el quinto infierno Lugar muy lejano o apartado:
vivíamos en el quinto infierno.

¡idos o vete al infierno! loc. col. Expresión de enfado contra quien o quienes molestan e importunan:
¡vete al infierno y déjame en paz!

irse algo al infierno loc. col. Fracasar, salir mal:
por tu culpa todos mis planes se han ido al infierno.

mandar algo o a alguien al infierno loc. col. Abandonarlo, rechazarlo:
si solo te causa problemas, ¿por qué no la mandas al infierno y termináis de una vez?

—————-

(antes) católico, ca. (Del lat. catholĭcus, y este del gr. καθoλικ?ς, universal). adj. universal (ǁ que comprende o es común a todos.) Afirmando esta (Ver como estaba antes) pretensión se calificó así a la Iglesia romana. || 2. Verdadero, cierto, infalible, de fe divina. || 3. Que profesa la religión católica. Apl. a pers., u. t. c. s. || 4. Renombre que se ha dado a los reyes de España desde Fernando V e Isabel I. || 5. coloq. Sano y perfecto. Hoy no está muy católico.  V. epístola ~, fe ~, iglesia ~, religión ~.

catolicismo. (De católico). m. Comunidad y gremio universal de quienes viven en la religión católica. || 2. Creencia de la Iglesia católica

catolicidad. f. Universalidad de la Iglesia romana.

(ahora) católico, ca

adj. Del catolicismo o relativo a esta religión:
movimiento católico juvenil.

Que profesa el catolicismo. También s.:
católicos irlandeses.

col. Sano, en perfectas condiciones:
desde hace unos días no estoy muy católico, se me multiplican los achaques.

catolicismo

m. Religión que profesan los cristianos que reconocen al Papa como representante de Dios en la tierra:
el catolicismo es la religión mayoritaria en España.

Conjunto de las personas de esta religión:
el catolicismo se extiende por el mundo desde hace veinte siglos.

————–

Ha desaparecido “catolicidad”

Ha desaparecido: libertad ~ de conciencia. f. Facultad de profesar cualquier religión sin ser inquietado por la autoridad pública.

Ha desaparecido:  altísimo. (Del sup. de alto1). m. Dios (ǁ ser supremo). ORTOGR. Escr. con may. Inicial


Hay que cambiar

espíritu

m. Ser inmaterial dotado de inteligencia:
los ángeles son espíritus benignos.

Parte inmaterial del hombre por la que piensa, siente, etc.:
aunque es de espíritu noble, tiene muy mal pronto.

Ser sobrenatural de las leyendas o la mitología:
los espíritus abundan en los bosques en forma de hadas y duendes.

Alma de una persona muerta que se manifiesta en la realidad:
dice que en su casa habita un espíritu.

Demonio infernal. Más en pl.:
el exorcista intentó sacarle los malos espíritus.

Ánimo, valor, fuerza moral:
lo soportó con mucho espíritu.

Vivacidad, ingenio:
fue una respuesta llena de espíritu.

Vapor sutilísimo que exhalan el vino y los licores:
ese vino añejo desprende un espíritu delicioso.

Parte más pura y sutil que se extrae de algunos cuerpos sólidos y fluidos por medio de operaciones químicas:
logramos con el alambique el espíritu de esa sustancia.

Principio generador, tendencia general, carácter íntimo, esencia o sustancia de un escrito u otra cosa:
hay que fijarse en el espíritu de la ley y no tanto en su texto literal.

Cada uno de los dos signos ortográficos griegos que indican el tipo de aspiración con que han de pronunciarse ciertos sonidos.

Espíritu Santo n. p. En el cristianismo, tercera persona de la Santísima Trinidad, que procede igualmente del Padre y del Hijo.

divinidad

f. Esencia o naturaleza divina o conjunto de cualidades que la definen:
los teólogos estudian los misterios de la divinidad.

Dios o dioses en ciertas religiones y mitologías:
divinidades paganas.

laicismo

m. Doctrina que defiende la independencia del hombre, de la sociedad y del Estado de toda influencia eclesiástica o religiosa:
el laicismo es una corriente imperante en la actualidad

diablo

m. Espíritu del mal:
de pequeños siempre nos asustaban con el diablo y el infierno.

Cada uno de los ángeles rebeldes que fueron expulsados del reino de Dios:
la estatua del ángel caído representa al diablo.

Persona traviesa, revoltosa y atrevida, especialmente un niño:
eres un pequeño diablo.

Persona astuta, sagaz:
es un diablo en los negocios.

Persona malvada o de muy mal genio:
aléjate de él, es un diablo de malas intenciones.

como un diablo loc. adv. col. Demasiado, en exceso:
escuece como un diablo.

del diablo, de mil diablos o de todos los diablos loc. adj. col. Expresión que exagera el carácter negativo de una cosa:
susto de mil diablos.

irse al diablo loc. col. Echarse a perder:
después de tanto esfuerzo todo se ha ido al diablo.

llevar los diablos a alguien loc. col. Causar un gran enfado:
cuando le conté la verdad se la llevaban los diablos.

mandar al diablo loc. col. Deshacerse de algo, apartar de sí:
me hartó tanto que lo mandé al diablo.

pobre diablo col. Persona de poca importancia y escasa valía:
es un pobre diablo, un infeliz.

tener el diablo en el cuerpo loc. col. Ser muy inquieto:
no para, parece que tiene el diablo en el cuerpo.

universo

m. Conjunto de las cosas creadas, mundo:
se especula con la posibilidad de que exista vida inteligente en otra parte del universo.

Conjunto de elementos que configuran la realidad de un individuo:
su universo se reduce a lo que lee en los periódicos.

Ámbito sobre el que se realiza un estudio estadístico:
esta encuesta se ha realizado en un universo de 200 empresas del sector.

y… ya irán apareciendo.

Parece que lo siguen  haciendo por su cuenta.


abril de 2002

Mi correo enviado en los últimos días de abril  decía:

virgen.  (Del lat. virgo, -ĭnis).

            1. com. Persona que no ha tenido relaciones sexuales. U. t. c. adj.

            2. com. Persona que, conservando su castidad, la ha consagrado a una divinidad.

            3. f. por antonom. María Santísima, Madre de Dios.

            ORTOGRAFÍA. Escr. con may. inicial.

Sres: Después de leer la 1 y la 2, no se puede concertar la 3 con lo que enseñamos en la escuela en clases de biología, y con las charlas de educación sexual.

Siguen sin dar el contexto de la definición.

Atentamente

Respuesta  :

 “Estimado señor Fernández Sañudo:

El Diccionario de la Real Academia Española (DRAE)  redacta sus artículos lexicográficos con arreglo a criterios de uso lingüístico y, como usted sabe, en ellos tiene parte importante el entrono cultural y la tradición, aunque, en ocasiones, el uso lingüístico entra en contradicción con la perspectiva científca.

Atentamente:

Servicio de consultas del DRAE

Instituto de Lexicografía.  Real Academia Española “

(Las faltas de escritura no las he puesto yo)

Señores,

Podría estar de acuerdo, si dieran el contexto de creencia – filosofía y el temporal de uso al que se refieren.

En caso contrario, las tradiciones, recogidas en el Diccionario, resultan fijadas para los consultantes y contribuyen a la pervivencia de anacronismos.

Vamos a otros casos :

libertad.(Del lat. libertas, -ātis).f.Facultad natural que tiene el hombre de obrar de una manera o de otra, y de no obrar, por lo que es responsable de sus actos. ||2.Estado o condición de quien no es esclavo. ||3.Estado de quien no está preso

||~de conciencia. f.Facultad de profesar cualquier religión sin ser inquietado por la autoridad pública. ||~de cultos. f.Derecho de practicar públicamente los actos de la religión que cada uno profesa. ||~de imprenta. f.Facultad de imprimir cuanto se quiera, sin previa censura, con sujeción a las leyes. ||~del espíritu. f.Dominio o señorío del ánimo sobre las pasiones. ||~de pensamiento. f.Derecho de manifestar, defender y propagar las opiniones propias.

 La conciencia no se limita ni se resume en las religiones.

 Aplicación: No se si el sentido de  conciencia de la Ley de La Libertad Religiosa de 1980, que está basada en esta misma comprensión del término, ha sido tomado –con mucha probabilidad- del DRAE; pero, en todo caso, está absolutamente respaldado.

Así resulta que la libertad de conciencia, considerada como “la aspiración más elevada del hombre” en la Declaración Universal de 1948, queda resumida en las religiones. En base a ello se regulan legalmente. Y en consecuencia este Derecho Universal resulta discriminado, por la legalidad, a favor de “los creyentes”, protegidos por la ley, y contra los demás, que resultan “no creyentes” o “sin conciencia”.

 Ya que he logrado tomar contacto les repito una sugerencia que envié hace varios meses y que puede no haberles llegado, ya que nunca recibí contestación:

universo, sa.(Del lat. universus).adj.universal. ||2.m.mundo (ǁconjunto de todas las cosas creadas). ||3.Conjunto de individuos o elementos cualesquiera en los cuales se consideran una o más características que se someten a estudio estadístico.

mundo.(Del lat. mundus, y este calco del gr. κ?σμoς).m.Conjunto de todas las cosas creadas. ||2.Planeta que…

cosmos.(Del lat. cosmos, y este del gr. κ?σμoς).m.mundo (ǁconjunto de todas las cosas creadas). ||2.Espacio exterior a la Tierra. ||3.Planta de la familia de las Compuestas, que procede de México y se ha difundido como cultivada en muchas variedades.

crear.(Del lat. creāre).tr.Producir algo de la nada.Dios creó cielos y tierra. ||2.Establecer, fundar, introducir por vez primera algo; hacerlo nacer o darle vida, en sentido figurado.Crear una industria, un género literario…

No se puede decir que, hoy, en el año 2001, a la fecha de la 22 edición de DRAE, se entienda, por universo, por cosmos y por mundo, en primera instancia, en cualquier entorno cultural español, científico o vulgar, el concepto teológico; que por universo no se entienda el cosmos científico; y que como primer ejemplo para crear, se venga a la mente la versión bíblica.

 Y, finalmente, aunque poco puede pesar mi criterio en su forma de actuar, recogiendo sus palabras:“… aunque, en ocasiones, el uso lingüístico entra en contradicción con la perspectiva científica.”, les tengo que manifestar mi extrañeza y asombro por las mismas, que hacen que el DRAE no pueda ser recomendable en la escuela, ni para personas crédulas o con una cultura general media, que acepten lo que dicen las Autoridades.

Atentamente,

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...