Desciende progresivamente el número de alumnos que escoge Religión

El 83,26% de alumnos de centros públicos de Córdoba estudia la asignatura. En los centros concertados religiosos se imparte a todos los niños.

La materia de Religión en la escuela se ha convertido en objeto de debate, de discordia e incluso de manifestaciones en la calle a favor o en contra de su carácter como asignatura obligatoria en el currículum escolar. Las diferentes leyes educativas han intentado regular la materia sin que aún se haya llegado a un consenso. Frente a los que abogan por que la enseñanza religiosa sea de oferta obligada en los colegios y evaluable, aunque voluntaria para los alumnos, están los colectivos que piden una escuela laica, "que eduque sin dogmas, en valores humanistas y universales".

   La LOE, que se tramita actualmente en el Congreso de los Diputados, ha vuelto a destapar la controversia, y asociaciones de padres de alumnos, colectivos familiares, centros concertados e incluso los obispos preparan una sonada manifestación en Madrid para este sábado en contra de la ley educativa del Gobierno socialista, donde uno de los temas más controvertidos es la enseñanza de la Religión.

   LA SITUACION En la diócesis de Córdoba, el 81,79% de los alumnos cordobeses de todos los niveles educativos estudia la materia de Religión en centros públicos, según los datos ofrecidos por la delegada diocesana de enseñanza del Obispado de Córdoba, María José Gallego. En su informe sobre la enseñanza de la Religión y la Moral Católicas en los centros públicos de Córdoba durante el curso 2004-2005, prácticamente similar al actual curso, Gallego admite cómo "globalmente, el conjunto de niños de toda la provincia y todos los niveles que han optado por la enseñanza religiosa escolar experimenta un descenso de prácticamente un punto y medio con respecto a los alumnos matriculado en el 2003-04, pasando del 83,26% al 81,79%, frente al descenso de sólo 0,10 puntos que se experimentó en el curso anterior". Por el contrario, se produce un aumento de alumnos matriculados en la materia alternativa, pasando del 16,74% al 18,21%. En el informe se recoge también cómo a medida que se sube de nivel baja el número de alumnos que escogen esta materia. Así, de contar con el 95,94% de los alumnos de Infantil recibiendo enseñanza religiosa, se pasa a contar con el 44,07% en el Bachillerato, menos de la mitad. En los últimos cinco años, en Infantil se ha pasado del 97% al 96%; en Primaria, del 97% al 95%; en el primer ciclo de ESO: del 81% se ha pasado al 71%; en el segundo ciclo de ESO el descenso es del 67% al 61%, mientras que en Bachillerato, del 58% se ha pasado al 44%.

En la enseñanza concertada de titularidad religiosa todos los niños dan Religión, ya que ésta forma parte de la identidad y filosofía del centro. En estos centros privados, los profesores son contratados por los titulares, mientras que en los centros públicos los contrata la Junta (ESO) o el MEC (Infantil y Primaria), a propuesta del Obispado.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...