De Wert y Tempier

Los que conocen el Gótico, sabrán que en el siglo XIII la sociedad sufrió un cambio muy significativo: se empezaron a abandonar los tiempos medievales más difíciles y a construir las urbes como centros de tecnología y de pensamiento racional en extraña sinergia con cierto fideísmo, contexto en el que se edificaron las grandes catedrales.
 
El surgimiento de una sociedad con una semilla laica por primera vez en la Historia fue propulsado paradójicamente en 1277 por el Arzobispo de París Étienne Tempier cuando prohibió por decreto las tesis de Santo Tomás de Aquino ante los conservadores neo-agustinianos de la época. Si bien, hoy Santo Tomás es pilar fundamental de la doctrina católica, también es cierto, que aquel contexto de prohibición ante las nuevas ideas religiosas, originó también el efecto contrario al que se propuso en el decreto, sembrando una crisis de fe, que daría lugar a las primeras manifestaciones racionalistas en Europa de la mano del nominalismo.
 
La reforma educativa del Ministro Wert es un ‘dejà-vu’ de tiempos pasados. Es una vuelta a la educación religiosa, a los valores rancios, al acceso privativo, a conductas clasistas y sexistas; pero será también la Reforma que permitirá al laicismo racional dar un paso definitivo en la Historia de España, tal como sucedió en París hace ya mucho mucho tiempo.
William de Ockham

Archivos de imagen relacionados

  • William_of_Ockham
Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...