Cuatro furgonetas de la Policía Nacional ‘custodian’ tres apostasías feministas en el Arzobispado de Valladolid

A las 11 de la mañana de este miércoles, un pequeño grupo de mujeres ha secundado la convocatoria de la Asamblea de Autodefensa Feminista Marabunta para “dejar de formar parte de la cifras de la Iglesia católica”. Con este llamamiento a la apostasía pretenden responden a su discurso “masculino y misógino” además de “blanco, homófobo, tránsfobo y heteronormativo”. Aunque tan solo se han acercado al Arzobispado, la puerta del edificio estaba custodiada por hasta cuatro furgones de la Policía Nacional.

Puntuales a su cita, a las 11 de la mañana un pequeño grupo de mujeres se han presentado ante la puerta del Arzobispado de Valladolid para presentar los documentos necesarios para apostatar. Allí han sido recibidas, ante su sorpresa, por hasta cuatro furgones de la Policía Nacional que se encontraban repartidos entre la propia fachada del edificio y las calles peatonales aledañas, que se han retirado en el momento en el que éstas han accedido a las oficinas para realizar el pertinente papeleo.

Según fueron informadas vía telefónica, el horario para este trámite es de lunes a viernes de 10:15 a 12:30, por lo que una de ellas llevaba los documentos rellenos de otra compañera junto a un poder firmado ya que se encontraba trabajando, lo que han rechazado desde la institución eclesiástica alegando que ha de hacerse en persona. No obstante, ninguna de ellas ha podido completar el proceso en el día de hoy ya que el vicario, responsable de firmar los documentos necesario para el borrado de sus datos, se encontraba ausente, aunque desde el Arzobispado se han comprometido a acordar un miércoles en horario de tarde.

Otro problema al que se han enfrentado es el “arbitrario” criterio para conseguir la partida de bautismo dependiendo de la parroquia, facilitándolo de forma gratuita en algunos casos mientras en otros casos éste tiene un coste de hasta diez euros. Desde Marabunta, en la convocatoria para esta acción, ya anunciaban que para completar este proceso “hay que tener un poco de paciencia”, además de rellenar el formulario pertinente.

La Asamblea de Autodefensa Feminista Marabunta han querido sumarse así a la campaña internacional de apostasía tras “el papel activo que ha tenido la Iglesia católica” en la votación contraria a la legalización del aborto en el Senado argentino: “Es la fuerza política de la sociedad conservadora que más empeño está empleando en intentar adueñarse de la vida y decisiones de la mujer y de los cuerpos feminizados”, tachando su discurso de “ masculino y misógino” además de “blanco, homófobo, tránsfobo y heteronormativo”. “Queremos ejercer nuestra libertad sin importarnos el beneplácito del hombre, de Diosito o de la Iglesia Católica, Apostólica y Romana”, concluyen.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...