¿Corre peligro la vida de Benedicto XVI?

Elevada la seguridad del Papa tras las amenazas de un grupo iraquí

Las medidas de seguridad en Ciudad del Vaticano y Castelgandolfo, donde Benedicto XVI rezará hoy el Angelus, han sido elevadas tras la amenazas formuladas por un grupo armado iraquí, según han indicado este sábado agencias de prensa locales. Las "preocupaciones hacen referencia no sólo a Ciudad del Vaticano" sino también a "diversos objetivos conducibles de alguna manera al mundo católico", ha indicado la agencia Ansa.

Los "procedimientos se refieren sobre todo a Castelgandolfo", residencia veraniega del Papa, donde Benedicto XVI rezará el Angelus a las 12.00 del mediodía. Los controles de seguridad "serán discretos para no perturbar el contexto de la oración, pero meticulosos y atentos y afectarán a un área más extensa de lo habitual". La Policía y los Carabineros (policía militarizada) "han reforzado las medidas de seguridad ya previstas en el área circundante al Vaticano", ha señalado la agencia Agi.

Ciudad del Vaticano fue ayer amenazada explícitamente por un grupo armado iraquí, Ejército de los Muyaidines, a través de un sitio en Internet, tras la polémica creada por unas palabras del Papa referentes al islam durante un discurso el pasado martes en la Universidad de Ratisbona (Alemania). El Pontífice dijo que la guerra santa del islam es contraria a la naturaleza de Dios, desatando la cólera del mundo musulmán, que desde entonces se ha prodigado en críticas y condenas. Los expertos italianos antiterroristas están analizando el mensaje que contiene las amenazas y lo consideran digno de "máxima atención", ha explicado Ansa.

Críticas y amenazas

Ayer, antes de hacerse pública la disculpa del Pontífice, Irán, Malasia y Kuala Lumpur se unieron a las críticas vertidas los días precedentes por Egipto, Pakistán, Marruecos, Turquía, Irak o las comunidades islámicas de Alemania y Reino Unido. El primer ministro palestino, Ismail Haniya, expresó una dura crítica contra el Papa diciendo que el pontífice "ha ofendido a todos los musulmanes". Cinco iglesias han sido atacadas en Palestina, otras dos en la localidad cisjordana de Nablús y otra en Irak, mientras que Marruecos ha llamado a consultas a su embajador en el Vaticano.

El Ejército de los Muyaidines difundió ayer en internet un mensaje, citado por medios italianos, en el que se indica que "su cruz en el centro de Roma será destruida" y que la capital italiana "será conquistada por el ejército de Mahoma y asistirán a la destrucción de su Vaticano". Estas amenazas se produjeron el mismo día en que el secretario de Estado vaticano, Tarsicio Bertone, señaló en una declaración que Benedicto XVI "siente mucho que algunos fragmentos de su discurso hayan podido sonar como ofensivos a la sensibilidad de los creyentes musulmanes y hayan sido interpretados de manera que no corresponde en absoluto a sus intenciones".

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...