Cargos del PSOE en Granada cobraban por ir a procesiones y actos benéficos

El PP estudia llevar a los tribunales a varios miembros del anterior gobierno Los acusa de cobrar sobresueldos por de un uso indebido de dietas Los pagos comenzaron tras bajárseles las nóminas por la crisis

Según recoge también Periodista Digital: "En el caso de la ex vicepresidenta primera de la Diputación, concejala del Ayuntamiento de Albolote, cada vez que iba a un Pleno su ayuntamiento nos costaba a la Diputación 40 euros y al Ayuntamiento 150 euros", ha afirmado Chamorro, quien ha añadido que esta persona cobraba también por asistir a las procesiones de su pueblo.


El PP estudia llevar a los tribunales al anterior equipo de gobierno de la Diputación de Granada, compuesto por el PSOE e IU, por un supuesto "uso indebido de fondos públicos" en el cobro de "sobresueldos" a través de diversas dietas de entre 300 y 1.000 euros mensuales que empezaron tras la bajada de sueldo por los recortes y que se pagaban por desplazamientos a comidas benéficas, desfiles de bañadores o entrevistas en televisiones locales.

Así lo comunicó ayer el secretario general del PP-A, Antonio Sanz, quien, acompañado por la vicepresidenta de la Diputación de Granada, Luisa García Chamorro, y por la vicesecretaria de Organización del PP-A, Ana María Corredera, calificó los hechos de "auténtica golfería" porque esta personas "cobraban por ir a trabajar, aparte del sueldo que de por sí ya tenían establecido", en referencias a algunas dietas cobradas por acudir al pleno de la Diputación.

Todos estos pagos se realizaban a través de una partida denominada 'Atención a la delegación' e incluían cobros simplemente por el desplazamiento de los diputados hasta sus despachos desde sus lugares de residencia o los municipios donde tenían sus puestos de concejal. Los ingresos variaban según el horario.

Si era antes de las diez de la noche cobraban 40 euros y si era después cobraban 90 euros. En los cuatro años de la pasada legislatura, dichos gastos ascendieron a 102.000 en locomoción y 126.000 en dietas, lo que supone un total de 228.000 euros.

Entre los cobros figuran algunos como los que recibió la diputada Josefa Cabrerizo, delegada de Igualdad, que cobró 40 euros por asistir a un desfile de bañadores benéfico de una asociación contra el cáncer de mama.

Otro caso es del diputado José López Gallardo, delegado de Turismo y concejal en el municipio de Nevada, que consignó facturas tras acudir a una cena benéfica gratuita.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...