Candidato egipcio aboga por ley clara de igualdad entre musulmanes y coptos

La ausencia de una ley que garantice la verdadera igualdad entre los musulmanes y los cristianos coptos en Egipto es la culpable de la violencia que se está registrando en El Cairo, y que se ha cobrado 24 muertos desde ayer en enfrentamientos entre coptos y militares.

Así lo aseguró hoy en entrevista con Efe Hamdin Sabahi, líder del partido egipcio Karama (Dignidad) y candidato a las elecciones presidenciales del país.

"Los acontecimientos de ayer son muy tristes y condenamos cualquier tipo de violencia. Hemos pedido que se lleve a cabo una investigación seria y profunda sobre lo ocurrido en El Cairo así como por el incendio de una iglesia copta en Asuán", dijo Sabahi.

"Hacemos un llamamiento a todas las partes a la sensatez, para que se eviten nuevos choques", afirmó el líder de este partido legalizado el pasado agosto, después de la revolución popular que puso fin al régimen de Hosni Mubarak.

Sabahi subrayó que su formación aboga "por la igualdad absoluta entre las religiones" y dijo que los coptos deben tener libertad para construir sus iglesias, un asunto en el que los cristianos egipcios, que forman el 10 por ciento de los 80 millones de habitantes del país, han estado discriminados desde los tiempos de Mubarak.

"La ley que da libertad para construir lugares de culto y para profesar las religiones existe pero no está clara, hay que definirla", subrayó.

El candidato de este partido de tendencia progresista y secular, -que participó activamente en la revuelta popular de la plaza Tahrir- negó que los coptos estuvieran a favor del régimen de Mubarak por temor a un resurgir del extremismo islámico.

"No es verdad. Los coptos han participado con los musulmanes en la revuelta de la plaza Tahrir. Rezaban juntos con los musulmanes, iban codo con codo. Todos somos egipcios y ellos también estaban contra la corrupción del antiguo régimen, también han sufrido con Mubarak y estaban discriminados", afirmó.

El político egipcio manifestó que todos estos acontecimientos muestran que "hay que acabar la transición política cuanto antes".

Señaló que aunque las elecciones legislativas del 28 de noviembre "van a dar un empujón a la transición, nosotros estamos presionando para que se acelere. Las reformas van lentas".

Su partido espera que tras las elecciones legislativas, en las que Karama aspira a tener e torno a un 20 por ciento de los diputados en coalición con otros socios liberales, se celebren cuanto antes las presidenciales y después "el Ejército vuelva a los cuarteles".

Sus principales objetivos son "acabar con la pobreza y sacar a Egipto del subdesarrollo" así como llegar a la igualdad y justicia social.

"Necesitamos tanto del sector público como del privado", afirmó Sabahi, quien dijo que su programa aspira a dar a los egipcios derechos a la seguridad social, a la sanidad, vivienda, alimentación, salarios decentes y mejorar el medio ambiente".

Acerca del conflicto israelo-palestino, y después de que las relaciones entre Egipto e Israel se hayan tensado tras la caída de Mubarak, Sabahi afirmó que "nuestro objetivo básico es luchar contra la pobreza, no buscar guerras con nadie. Vamos a respetar los tratados que tenemos con todo el mundo", dijo en alusión al tratado de paz con el vecino israelí.

Pero también subrayó que "vamos a apoyar al pueblo palestino y a exigir el levantamiento de asedio de Gaza".

El líder de Karama rechazó rotundamente la intervención de la OTAN en Libia, pues dijo que "aunque se han librado del dictador (Muamar Gadafi), la situación ha empeorado, pues se ha creado una semi ocupación".

Por ello, dijo que también rechazan cualquier posible intervención en Siria. "Estamos del lado del pueblo sirio frente al dictador, pero rotundamente en contra de una intervención. La revolución es un tema interno".

El candidato a la presidencia de Egipto se encuentra en España para entablar contactos económicos y comerciales, "sobre todo en los terrenos del turismo y energía, especialmente la solar".

En ese sentido, hoy mantuvo un encuentro con empresarios en la sede de Casa Árabe en Madrid, organizado por esta institución y la CEOE, la mayor organización patronal española.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...