Canarias podría pagar directamente el adoctrinamiento religioso de sus menores

Mantener la asignatura de mitología católica cuesta 500 millones de euros, según Europa Laica

El Ejecutivo Rajoy está estudiando la posibilidad de que Canarias, Andalucía, Aragón y Cantabria pasen a costear las nóminas de los profesores de religión mediante los presupuestos autonómicos, según anunciaba este martes el secretario general de Educación, Cultura y Deporte, Fernando Benzo.

   En la actualidad, el Estado español es el que abona las retribuciones salariales de los docentes que imparten la asignatura de mitología católica en estas cuatro regiones, a pesar de que las competencias de Educación están transferidas a las comunidades autónomas.  De acuerdo a las cifras reconocidas por el propio Gobierno, las nóminas de estos profesores de religión en Andalucía, Aragón, Canarias y Cantabria, así como las de Ceuta y Melilla, supusieron en 2012 un desembolso de fondos públicos de más de 94 millones de euros.  15.640 millones de las antiguas pesetas.

   Esta es, sin embargo, sólo una pequeña parte del monto total que cada año dedica el Estado español a financiar las enseñanzas religiosas.  Según denunciaba el pasado año la asociación Europa Laica, mantener la plantilla de personas que imparten religión católica en la escuela cuesta más de 500 millones de euros.

   Es decir, 83.193 millones de pesetas anuales con los que la Conferencia Episcopal, que extiende sus tentáculos por más de 27.033 centros de Enseñanzas de Régimen General no Universitarias, trata de mantener su secular dominio ideológico, adoctrinando a niños y jóvenes antes de que puedan desarrollar el espíritu crítico necesario para rechazar sus supersticiones oficiales.

   Europa Laica recuerda, asimismo, que aunque los ominosos costos de este proceso de adoctrinamiento corran a cargo del erario público, los profesores de religión son elegidos a dedo por la Iglesia.  "Los obispados elaboran sus listas según los objetivos que tengan, no según los criterios de igualdad, mérito y capacidad de los profesores de materias no religiosas, que sí han aprobado oposiciones, y después los despiden si no cumplen sus mandamientos", explica Francisco Delgado, presidente de la asociación.

   El sostenimiento estatal de esta tradicional forma de control social, sin embargo, no ha impedido la progresiva secularización de la sociedad española.  Según admitía la propia Conferencia Episcopal (CEE) a principios de 2012, las matrículas de religión caen curso tras curso.  "Todos hemos de trabajar para que los niños y adolescentes no se vean privados de los conocimientos necesarios para su formación religiosa", aseguran los obispos.

   Europa Laica, no obstante, denuncia que la situación es justamente la contraria.  "Se está secuestrando a los chicos que no dan religión porque otros niños piden la asignatura, y se saca a los primeros de las aulas, se los lleva a la biblioteca, o a hacer otras actividades de relleno", aseguran, y señalan que en España existe una "segregación por motivos religiosos".  "No sólo hay discriminación con los alumnos.  Nos llegan muchas denuncias de profesores que para entrar en colegios concertados han tenido que pasar pruebas que pertenecen al ámbito católico"- explica Francisco Delgado.

   La propuesta de Europa Laica es sacar la religión del horario lectivo.  Y es que los menores del estado español no sólo están sometidos a un adoctrinamiento pagado con fondos públicos, sino que -según los cálculos realizados por esta organización – "un alumno que dé clases de religión pierde aproximadamente 1.000 horas lectivas en toda la etapa obligatoria, "lo que equivale a un curso escolar completo".

Camino dinero

Archivos de imagen relacionados

  • Camino dinero
Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...