Bergoglio y la libertad de expresión: No se puede provocar, ni ofender a la religión que luego pasa lo que pasa.

También te podría gustar...