Ayuntamiento y Junta se unen para restaurar la iglesia de Rodalquilar

Un acuerdo conjunto entre el Ayuntamiento de Níjar y la Consejería de Medio Ambiente está haciendo posible la restauración de la iglesia de Rodalquilar, uno de los edificios emblemáticos del antiguo poblado minero que adolecía del paso del tiempo.

La iglesia no suele albergar mucha actividad en invierno, toda vez que la población empadronada en Rodalquilar y cortijos aledaños no supera los 200 habitantes. Sin embargo, al llegar la temporada de invierno y las pausas vacacionales, su población se multiplica exponencialmente.

Corazón geográfico y administrativo del Parque Natural de Cabo de Gata-Níjar, la convierten en el enclave estratégico que eligen miles de turistas cada año para desplazarse por la costa nijareña.

La iglesia de Rodalquilar ha albergado conciertos de varias ediciones del Festival Clásicos en el Parque -que organiza la Concejalía de Cultura, Educación y Festejos del Ayuntamiento con la colaboración de la Consejería de Medio Ambiente- así como otros eventos culturales a iniciativa de la Asociación de Vecinos.

A través de este acuerdo, el Ayuntamiento está procediendo a arreglar e impermeabilizar los techos. También está procediendo a eliminar las humedades que presentaba todo el perímetro del templo y aislándolo para el futuro evitar más fugas.

Por su parte, la Consejería de Medio Ambiente ha cambiado los cristales y repella el edificio.

Para el alcalde del municipio, Antonio Jesús Rodríguez, esta actuación responde a una petición vecinal que se remontaba en el tiempo y a su juicio "es un espacio común que se rescata para el uso público tanto turístico como cultural en esta barriada" y por esta razón, explica, "será lugar de visita obligada para todos los turistas que pasen por el municipio".

En la mañana de ayer, el regido, el delegado de Medio Ambiente, Clemente García y el concejal de Medio Ambiente han visitado las obras para verificar el avance de las mismas.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...