«¡Abran menos mezquitas y más centros culturales!»

El presidente del Congreso Mundial Amazic dibuja a la comunidad magrebí de Catalunya Nació en la Cabilia (Argelia) Profesor de la Universidad de Grenoble El 80% de los inmigrantes magrebís que viven y trabajan en Catalunya son amazic o bereber. La cultura amazic, que tiene 12.000 años de antigüedad, se extiende desde Egipto a Mauritania. Belkacem Lounés, apasionado presidente del Congreso Mundial Amazic que ha firmado un convenio con el Centre Unesco de Catalunya, explica cómo son.

–La inmigración magrebí causa algunos recelos. ¿Los deshace?
–Es una inmigración reciente. Muchos son casi analfabetos. Se ocupan de trabajos no cualificados y están poco abiertos a la cultura catalana.

–¿La religión tiene algo que ver?
–La mayoría viene con un conocimiento religioso muy limitado pero cargado de dogmatismo. Eso facilita el trabajo a los ideólogos del fundamentalismo islamista.

–¿Habla de manipulación?
–Sí. La cultura amazic es contraria al fundamentalismo. Es muy importante que encuentren ustedes un método para apoyarles. No construyendo mezquitas, sino ayudándoles a recuperar su cultura.

–¿Cómo es esa cultura?
–Mi madre, de la Cabilia, siempre dice que, tras la muerte, seremos juzgados individualmente. ¡Una formulación laica! La laicidad es practicada por muchos de los que mantienen las tradiciones amazic.

–Puede que la religión sea un escudo contra un entorno hostil.
–¡La sociedad catalana no es hostil! Estoy convencido de que los inmigrantes saben que están en un Estado de derecho. Han venido aquí voluntariamente. ¡Si no les gusta, pueden regresar! Pero no lo hacen, ¿no?

–Quizá no les sea posible.
–No. Catalunya les gusta. Tienen libertad de creencia y nadie rechaza su forma de vestir ni de comer. Por eso insisto en hablar de manipulación. Hay gente que se encarga de decirles: "¡Cuidado, esto no es Catalunya, es Occidente!" Juegan al juego del choque de civilizaciones.

–¿Con qué intención?
–La intención de los fundamentalistas islámicos es gobernar el mundo a su manera. Necesitan adeptos, para presionar en su nombre. Lo hacen en las calles, como ocurre en Francia, y emplean otros métodos como el terrorismo. Europa debe responder a esta amenaza fundamentalista a través del conocimiento de la cultura amazic, que es una cultura de apertura a lo universal.

–Podría interpretarse como una interferencia.
–¡Hay que hacerlo! Ciertas prácticas son contrarias a la integración. Si yo vengo a vivir a Catalunya, debo ser un poco catalán. ¡Eso debe estar muy claro! Ustedes están a tiempo de parar la amenaza a los valores de la civilización. ¡Abran menos mezquitas y más centros culturales!

–Si no fuera usted inmigrante, le acusarían de racismo…
–Hay que decir alto y claro que no queremos ciertas prácticas que son contrarias a los valores universales.

–La discusión del velo en Francia trajo cola.
–La obligatoriedad del velo es el resultado de otra manipulación. Les dicen: "Si no lo llevas, eres una mala musulmana". Eso no está bien. Si uno entra en un programa de educación, debe acatar las reglas. En la Cabilia, donde empecé el colegio, no me dejaban entrar si llevaba el pelo largo. ¿Es eso exclusión? No. La escuela enseña el respeto al otro.

–¿A la mujer también?
–Los amazic respetan por encima de todo a los más débiles. A la mujer, al niño, al anciano, a la naturaleza.

–Eso de los más débiles…
–La relación entre hombre y mujer no es una relación de dominante y dominado. Mientras el poder doméstico pertenece a la mujer, el hombre es una especie de ministro de Exteriores. Aunque, en cierto sentido, el islamismo nos ha hecho daño…

–¿En qué sentido?
–Ha intentado convencer de que la mujer es un ser que debe someterse al hombre. Y el hombre, que es hombre antes que amazic y que cualquier otra cosa, se amolda a todo lo que le facilita la vida.

–Son un pueblo antiguo.
–Nuestra escritura tiene 3.000 años de antigüedad. ¡Es una de las primeras del mundo! Pero como es la escritura de un pueblo no dominante, no cuenta… Hoy hablan el idioma 30 millones de personas. ¿Sabía que Gibraltar es un nombre amazic?

Jebel Tarek.
–Tarek fue el jefe de la Conquista. De ahí viene la Montaña de Tarek.

–Ahora es de Isabel II…
–(Ríe) Pues nosotros no queremos fronteras en el norte de África, sino un país que funcione sobre los principios culturales amazic, que son los de la humanidad. Si lo lográramos, la paz sería global y duradera.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...