MHUEL vuelve a convocar a la ciudadanía en San Valero en defensa de unas instituciones laicas

MHUEL Zaragoza

Un año más, el Movimiento Hacia Un Estado Laico (MHUEL) ha convocado una concentración para el próximo domingo día 29 de enero, festividad de San Valero, a las 10.00 horas en la Plaza de La Seo de Zaragoza

Un año más, el Movimiento Hacia Un Estado Laico (MHUEL) ha convocado una concentración para el próximo domingo día 29 de enero, festividad de San Valero, a las 10.00 horas en la Plaza de La Seo de Zaragoza.

“Volveremos a mostrar nuestras pancartas y bandas rojas alegóricas para afear la conducta de la ya más que menguada y poco representativa Corporación Municipal, que aún tiene reaños de hacer ese lamentable y bochornoso ‘paseillo’ de sumisión del poder civil al poder religioso en singular y anacrónico periplo hacia la Catedral Metropolitana de San Salvador”, aseguran.

En dicha concentración, “les recordaremos que ninguna confesión religiosa tendrá carácter estatal (Artículo 16.3 CE). Les seguiremos cantando ‘El Palio, el Palio, os ha faltado el Palio’, para ver si se enteran que estamos en el siglo XXI y que se tiene que cumplir de una vez por todas el principio de Aconfesionalidad del Estado y de sus Instituciones, inherente a cualquier Estado moderno que se precie de ello”.

A juicio de MHUEL, “nada objetamos ni tenemos en contra de la presencia y participación de concejalas y concejales del Ayuntamiento de Zaragoza en la Misa Pontifical en el día de San Valero, siempre que sea a título individual y de manera privada, respetando en todo momento su libertad de culto y creencias”, reconocen. “Pero nos oponemos con absoluta rotundidad cuando estos cargos públicos lo hacen revestidos con banda e insignia, simbología sin duda alguna de representación de toda la ciudadanía plural sin distinción por motivos de raza, sexo o religión”, advierten.

Para este Movimiento, “monopolizar desde el estamento civil y con carácter público la visualización con una determinada confesión religiosa, es una gravísima impostura contra el ordenamiento constitucional”. “Un acto atentatorio contra la neutralidad debida de los poderes públicos en materia religiosa, y toda una provocación política de situarse de manera consciente en un marco confesional, conculcando a sabiendas y con intencionalidad el espíritu de la legalidad vigente ignorando la aconfesionalidad del Estado”, señalan.

De hecho, y según explican, “no cabe ni tan siquiera el amparo o asidero posible en el ‘trampantojo’ de las ‘ancestrales tradiciones’, en su mayoría de muy corto recorrido y provenientes del Nacional Catolicismo”. Y concluyen diciendo que “la sociedad actual está muy secularizada, es plural, moderna y cada día estará menos receptiva a estos ‘alardes confesionales’, bastante casposos que sólo buscan dividir y confundir”.

Por otra parte, desde MHUEL se ha enviado una misiva a sus socios, socias y simpatizantes, recordando el objetivo con el que se constituyeron. “Aún reconociendo en honor a la verdad avances sustanciales en cuanto a las formas y la redacción de los ‘Saludas protocolarios’ de la Alcaldía de Zaragoza (eliminación de los términos: uso de guantes negros, se ruega etiqueta, de corto para las concejalas, euro para la colecta de las misas Pontificales, etc. ), sigue siendo anacrónico y casposo este tipo de comunicados e invitaciones”, en relación a la invitación enviada por el Ayuntamiento de Zaragoza para acudir al acto.

“MHUEL en su día se implicó como asociación para cambiar el punto ocho del vigente reglamento de protocolo de la ciudad que atañe a estas cuestiones”, aseveran. “Fruto de ese trabajo esbozamos un texto para la moción que sin ser el mejor, podía ser asumido por todos los grupos a excepción del Partido Popular”, subrayan.

“Las prisas y la falta de experiencia del equipo de gobierno en esos primeros días de mandato -continúan explicando-, lograron un desencuentro entre CHA y ZEC, por un tema de matices, que no supieron arreglar entre ellos aún no siendo imprescindibles los votos favorables de CHA para sacar la moción adelante –cuestión que suscitó excesiva polémica mediática sin ser un punto esencial-“.

Sin embargo para MHUEL, “el problema y la sorpresa vino desde el Grupo Socialista, que faltando a su palabra dada (por lo menos ante MHUEL), faltó a ella y se desmarcó en el último momento y de sorpresa con una pirueta política incalificable y vergonzante, dando al traste con todo el trabajo realizado por MHUEL en esa búsqueda de consensos políticos como movimiento social dinamizador”.

Y concluyen manifestando, “aún tenemos la espina clavada de haber sido capaces de convencer al Grupo de Ciudadanos para su voto favorable, para que luego el PSOE se vistiera de ‘Lagarterana con Charanga y Pandereta, Devota de Frascuelo y de María’, para dejarnos y dejar a la ciudad con un reglamento de protocolo y ceremoniales Franquista que sólo aplaude y jalea el PP cuando entra en éxtasis místico”.

Print Friendly, PDF & Email
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestShare on LinkedInEmail this to someone

Quizás te interese