Zoido y la ley de Dios

El alcalde de Sevilla, Juan Ignacio Zoido, dijo en su discurso de investidura que la Biblia y la Constitución -en ese orden- guiarán sus pasos al frente del Ayuntamiento. Es probable que Zoido se estuviera refiriendo a los valores fundacionales de la democracia cristiana, ese 'humanismo cristiano' tan recurrente al que históricamente han apelado partidos de toda gama ideológica y que, pese a las buenas intenciones, tiene un importante componente demagógico.

Es inevitable que la Biblia y la Constitución entren en conflicto en alguna ocasión. Y las veces en que la ley de Dios colisione con la ley del hombre, el alcalde de Sevilla tendrá que elegir entre arriesgarse a ir a la cárcel o a acabar en el infierno. ¿Embargará al vecino en paro que no paga sus impuestos porque el poco dinero que le queda en la cuenta corriente es el que alimenta a su familia? ¿Qué hará al ver a un 'sin techo' durmiendo bajo cartones una noche de invierno, con las plazas del albergue municipal agotadas? ¿Permitirá -es evidente que lo permitirá- la celebración de matrimonios homosexuales en el Ayuntamiento, que no consiente la Iglesia?

Mentar la Biblia en su sesión de investidura en el caso de un hombre profundamente religioso como Zoido podría tomarse como un ejercicio de coherencia, pero está de más. Un alcalde de todos y para todos, como gusta definirse a sí mismos a los regidores, siempre vive un momento en el que olvidarse inevitablemente de sus creencias religiosas, porque el único texto que nos iguala es la ley que aprueban los parlamentos que emanan del pueblo y ante quienes ha de responder un cargo público no es ante ningún ser divino sino ante los ciudadanos. Importan sus errores, no sus pecados. "Dad al César lo que es del César y a Dios lo que es de Dios" y, en este caso, el Ayuntamiento es la casa del césar.

Eso no quita que la Biblia sea una lectura muy recomendada para cualquier vecino, incluso para el primero de ellos que es el alcalde. Muy pero que muy bien le pueden venir a Zoido algunas de sus enseñanzas. A la vista de cómo se ha encontrado las arcas municipales, podría empezar por la multiplicación de los panes y los peces.

Archivos de imagen relacionados

  • Zoilo alcalde Sevilla
Print Friendly, PDF & Email
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestShare on LinkedInEmail this to someone

También te podría gustar...